SAconnects en Español

Una Jornada Ministerial Compartida

AMinistryJourneyTogether_ins3Comisionados Swanson pasan a retiro

Caminaban tomados de la mano sobre la suave arena de una playa puertorriqueña, compañeros inseparables de toda la vida. Vestidos de pantalones informales y camisas manga corta, la pareja podría haber pasado fácilmente por turistas. Pero eran nada menos que dos guerreros experimentados que, en las últimas cuatro décadas, recorrieron 40 países vistiendo el uniforme del Ejército de Salvación como estandarte de esperanza para las personas necesitadas en todos los rincones del mundo.

El hábito de caminar siempre ha sido su manera de conectarse mutuamente.

Y ahora que se acercan al último tramo de una ilustre carrera como oficiales del Ejército de Salvación, los Comisionados Barry y Sue Swanson dicen que se dirigen juntos de la mano hacia una nueva etapa de sus vidas. Ambos pasarán a retiro el primero de julio y se mudarán a Chicago.

Al igual que ese día en Puerto Rico, cada vez que compartían juntos un momento de tranquilidad —tras cumplir la revisión anual de la División, dondequiera que se encontrasen en el mundo—, los Swanson se reencontraban consigo mismos retomando juntos sus caminatas de reflexión, acompañándose con cariño y atención mutua.

“Como oficiales del Ejército de Salvación, estamos en esto juntos, como pareja. Eso nos distingue pues la mayoría de las otras denominaciones no se preocupan por esto. Es un tremendo privilegio y una fuente de fortaleza, aunque también exige que las parejas de oficiales comprendan bien sus personalidades y que sean capaces de adaptarse uno al otro”, cuenta el Comisionado Barry, y agrega que él y Sue han disfrutado sus caminatas en todas las comunidades en las que han servido, interactuando con la gente.

La Comisionada Sue, por su parte, indica: “Caminamos juntos intencionalmente. Es una actividad física. Él aminora el paso para que no nos distanciemos. A veces, al caminar, hablamos de nosotros en maneras que van más allá de lo que normalmente solemos hacer si estamos en casa, él sentado delante de la computadora haciendo su trabajo y yo lavando ropa. Nuestras caminatas son algo que decidimos hacer hace 15 o 20 años, de lo cual nuestro matrimonio se ha beneficiado enormemente”.

Un ministerio y una misión en nombre de Dios

Desde el año 2013, el Comisionado Barry Swanson ha servido como Comandante Territorial del Territorio Este de Estados Unidos y como líder administrativo y eclesiástico del Ejército de Salvación en 12 estados del noreste, incluido Puerto Rico, en el cuartel general situado en West Nyack, New York. El territorio incluye un total de 1.600 oficiales activos y retirados, 369 Cuerpos y no menos de 1.000 centros de operaciones. La Comisionada Sue Swanson ha servido como Presidenta Territorial de los Ministerios Femeninos.

Sus nombramientos previos los llevaron a cinco divisiones del Territorio Central de Estados Unidos; al Cuartel Nacional en Alexandria, Virginia; y al Cuartel Internacional en Londres, Inglaterra. Ambos han servido en calidad de oficiales directivos, administradores, además de líderes divisionales, territoriales e internacionales (vea El Camino Recorrido En Su Ministerio abajo).

Ministrando en la reunión al aire libre.

Ministrando en la reunión al aire libre.

Debido a que los Swanson han viajado tanto durante sus años como oficiales, están muy entusiasmados con la posibilidad de finalmente poder disfrutar de las reuniones familiares tradicionales. La Comisionada Sue afirma: “Estamos expectantes al poder regresar a Chicago como familia, no ya como abuelos que sólo vienen de visita por unos días”.

Los cuatro hijos de los Swanson están casados y, entre todos, tienen cinco hijos. William enseña a estudiantes discapacitados en el sistema escolar de Chicago. Joan se desempeña como trabajadora social en el Ejército de Salvación en el área metropolitana de Chicago. Michael es el director divisional de servicios de la División Heartland. Y Andrea es asistente administrativa del director del Colegio de Entrenamiento para Oficiales en Chicago. Los Swanson se sienten honrados de amar a sus hijos, pero también de disfrutar de ellos. “¡Son maravillosos!”, dice la Comisionada Sue.

Cómo iniciaron su camino

En la década de 1950, cuando Barry era un tímido salvacionista de 14 años de edad e integrante de la banda en el Southside de Chicago, su oficial directivo le propuso inesperadamente que compartiera su fe.

“Y luego de que toquemos la siguiente canción, Barry les brindará su testimonio”, anunció sin previo aviso el oficial. Antes de ese momento, Barry se había estado comportando como el típico joven adolescente, participando escasamente en las reuniones. Pero ahora se le había pedido de repente que hablara en público por primera vez en su vida. Sintió pánico ante el hecho de tener que hablar frente a la gente.

Viendo el aprieto en que el muchacho se encontraba, un caballero mayor —que era uno de sus compañeros de banda—, llamado Robert Hedgren, se inclinó y le susurró al oído: “Simplemente diles esto: ‘¡Esta noche estoy feliz porque soy salvo!’”

Al fin llegó el momento en que Barry debía dirigirse a la gente. Respiró bien hondo y comenzó a hablar. Ese fue el inicio de su ministerio público y el lanzamiento de un compromiso de oración con Robert Hedgren, padre del Comisionado en retiro Steven Hedgren.

El Comisionado Barry recuerda haber escuchado, cuando asistía en su juventud a las reuniones de salvación, muchos testimonios de santos adultos del Cuerpo que le ayudaron a consolidar su fe en su fase inicial de desarrollo.

La familia Swanson, circa 2006.

La familia Swanson, circa 2006.

Barry siempre se sintió profundamente emocionado por las historias de esas personas —tan comprometidas todas ellas con Cristo—, y el que pudieran seguir inspirando a la generación más joven. El hecho de asistir a esas reuniones con regularidad le creó un entorno sano en el cual poder crecer espiritualmente.

Por su parte, Evangeline Sue Swanson recuerda cómo, siendo niña, se sintió muy motivada por las personas espiritualmente plenas que la rodeaban. Su papá, el Comisionado Andrew S. Miller, antaño Comandante Nacional de Estados Unidos, ejerció una influencia decisiva en ella.

Durante momentos de aprobación matutina, “Papá” despertaba a su hija cantándole canciones muy creativas que le manifestaban lo mucho que era amada. Sue recuerda las muchas veces que escuchó a su papá predicar, algo que siempre sintió como una bendición para ella. Más allá del líder carismático que era, él siempre consideró que su familia era lo más importante de su vida.

La madre y el padre de Sue trabajaron como equipo y sirvieron como excelentes modelos para la vida práctica y espiritual de su hija.

Barry conoce a Sue

A mediados de la década de 1970, cuando Barry era empleado del Ejército de Salvación y Sue cursaba su primer año como cadete en el Colegio de Entrenamiento para Oficiales, se conocieron mientras asistían a un estudio bíblico.

A medida que su relación fue desarrollándose, Sue se dio cuenta de que Dios le estaba diciendo que un buen hombre bien podía formar parte de su vida, que no se conformara con menos. Al mismo tiempo, Dios le hablaba al corazón de Barry, plantando en él un propósito, una visión y un llamado para que dedicara su vida a servir como oficial en el Ejército de Salvación.

Además de compartir a diario su fe en Cristo, también compartían una selecta colección de esos discos que se tocaban en fonógrafos. Sobre el plato de su fonógrafo giraban todo tipo de discos, desde Long Plays hasta los de 45 revoluciones por minuto, de grupos tan variados como “Peter, Paul, and Mary”, las Pointer Sisters, y hasta Michael Jackson en su etapa inicial.

El temperamento audaz, espontáneo y entusiasta de Sue armonizaba con la disposición metódica, pensativa y de palabra serena de Barry. “Debemos darnos cuenta que parte del genio creativo de Dios es darnos personalidades diferentes”, dice. “Y eso nos permite hablarnos uno al otro acerca de por qué Dios nos tiene aquí”.

Caminan guiados por la fe

Cuando los Swanson enfrentaron tiempos difíciles, caminaron guiados por la fe más que por la vista.

Cuando los doctores le diagnosticaron cáncer a la entonces Coronela Sue, en vez de evitar que la vieran después que perdiera el cabello por efecto de la quimioterapia, ella optó con valentía por dejar al descubierto su calvicie. Lo que no dejaba de ser irónico, pues cuando, algún tiempo antes, una querida amiga se vio golpeada por esa misma enfermedad, Sue declaró que si algo parecido llegase a ocurrirle a ella, lo enfrentaría con valentía. Y cuando tuvo que enfrentar ese desafío, Sue mantuvo inalterable esa compostura suya que es una marca de su carácter. En todo ese tiempo, Sue halló en su hermana Martha una fuente de amor incondicional y de cariñoso aliento.

Cuando Barry reflexiona en la manera como él se ha sentido inspirado por los testimonios de salvacionistas de generaciones pasadas, exclama con pasión: “¿Qué significa mi testimonio para las personas hoy, en 2016?”

Él cree que expresar esa verdad espiritual yace en el corazón mismo de la santidad y la misión del Ejército de Salvación.

“Es una forma de transmisión generacional de lo que Dios ha hecho”, afirma. “Y si no compartimos estos testimonios, si ninguno de nosotros los difunde o tiene la oportunidad de compartirlos, entonces ¿en qué nos deja eso? ¡Tenemos que contarnos nuestras historias de fe unos a otros!”

por Warren L. Maye

EL CAMINO RECORRIDO EN SU MINISTERIO
1975 TheirMinistryJourney_ins1 Los Swanson se casan.
1978  Son comisionados con el grado de tenientes y sirven durante 12 años en Cuerpos en Michigan
1990 TheirMinistryJourney_ins2 Los Capitanes Swanson son nombrados para servir en el Cuartel Divisional de Heartland, seguido de un nombramiento al Cuerpo de Duluth.
1995  Son promovidos a mayores y nombrados líderes de la División de Heartland.
1999  Reciben nombramientos al Cuartel Territorial Central y son promovidos a tenientes coroneles.
2001  La Tenienta Coronela Sue pasa a ser la Secretaria Territorial de Candidatos.
2006  Son nombrados al Cuartel Nacional en Alexandria, Virginia. El Teniente Coronel Swanson sirve en calidad de Secretario Nacional en Jefe, y la Tenienta Coronela Sue sirve como Secretaria Nacional de Ministerios Femeninos.
2007  Son promovidos a comisionados y nombrados al Cuartel Internacional en Londres, Inglaterra, donde el Comisionado Swanson sirve como Secretario Internacional para las Américas y la Zona del Caribe, mientras la Comisionada Sue es nombrada Secretaria Zonal de Ministerios Femeninos.
2008  Regresan a los Estados Unidos para asumir responsabilidades como líderes territoriales del Territorio Central. Además de servir como Presidenta Territorial de Ministerios Femeninos, la Comisionada Sue es nombrada Embajadora Territorial de Oración.
2010  Regresan al Cuartel Internacional, donde el Comisionado Swanson sirve en calidad de Jefe del Estado Mayor (segundo al mando del Ejército a nivel mundial y oficial administrativo en jefe), y la Comisionada Sue sirve como Secretaria Mundial de Ministerios Femeninos para convertirse más tarde en Presidenta Mundial de Ministerios Femeninos y en Presidenta Mundial de Scouts, Guías y Guardias del Ejército de Salvación (bajo la Generala Linda Bond).
2013 TheirMinistryJourney_ins3 Son nombrados líderes territoriales del Territorio Este de Estados Unidos.
2016  Se retiran del oficialato activo.

DATOS ADICIONALES
Comisionada Sue Comisionado Barry
1972 Obtiene una licenciatura en trabajo social de Asbury College (ahora Asbury University) 1973 Obtiene una licenciatura en mercadotecnia en Northern Illinois University
2000 Asiste a la Escuela Internacional para Oficiales (ICO, por sus siglas en inglés) 1990 Asiste a la Escuela Internacional para Oficiales (ICO)
2011 and 2013 El Comisionado Barry es  nominado a General (líder internacional del Ejército de Salvación)

Oprima aquí para visitar La Oficina y aquí para leer el testimonio Huellas Dactilares de la Comisionada E. Sue Swanson.

Previous post

The Office

Next post

A Ministry Journey Together