SAconnects en Español

La protesta inspirada por principios

La Biblia está llena de personas que protestan.

La Escritura habla de muchas personas que inician cambios culturales —a menudo contra fuerzas avasalladoras y peligrosas— basados en el principio de la verdad y la justicia de Dios.

Esas personas se hacen eco de las palabras del apóstol Pedro: “Es necesario obedecer a Dios antes que a los hombres” (Hechos 5:29).

Jesús encarna el principio de la protesta. Como encarnación de la verdad y la justicia, desenmascara la iniquidad, la discriminación, la intolerancia y la corrupción. Además, confronta esas ideas consciente de que el hecho de desafiarlas tiene un costo muy alto.

A lo largo de los siglos, desde los mártires romanos hasta Martin Luther King, la esencia del cristianismo consiste en oponerse a las injusticias.

El protestantismo, incluso, deriva su nombre del principio sostenido por Martin Luther. La protesta inspirada por principios puede llegar a impactar a millones de personas.

El Ejército de Salvación es resultado directo de la acción inspirada por principios. William y Catherine Booth renunciaron a la relativa seguridad de su ministerio pastoral para dedicar sus vidas a servir a los desposeídos. El principio protestante puede ser enérgico, sereno y, además, un compromiso de por vida.

Hay muchas y variadas maneras de protestar. Cuando la causa es justa, y los medios empleados para impulsarla no desvirtúan el fin, nos queda una pregunta que responder: “¿Estoy dispuesto a enfrentar las consecuencias que ello trae?”

En muchas partes hay injusticias, por eso tienes que decidir cuáles son las que Dios te llama a desafiar. Tienes que decidir si estás dispuesto a enfrentar las consecuencias.

Gandhi decía que eso era satyagraha o “la fuerza de la verdad”.

por el Coronel Richard Munn

Previous post

Making Christmas Memories

Next post

Principled Protest