SAconnects en Español

Hermoso por dentro y por fuera

Commissioner E. Sue Swanson, territorial president of Women's Ministries, gives the corps a fresh coat of paint.

Commissioner E. Sue Swanson, territorial president of Women’s Ministries, gives the corps a fresh coat of paint.

Horas antes de su histórico concierto en Cuba, los integrantes de la Banda del Estado Mayor de Nueva York (NYSB, por sus siglas en inglés) cambiaron sus instrumentos de viento y sus uniformes por pinceles y camisetas. Junto a ellos se encontraban la Comisionada E. Sue Swanson, presidenta territorial de los Ministerios Femeninos, el Tte. Coronel Kenneth W. Maynor, secretario territorial de programa, y los soldados y oficiales del Cuerpo Central de La Habana. Esa mañana, todos hicieron un aporte para ayudar a refaccionar el edificio que ha albergado al Cuerpo durante 55 años, el cual también sirve como Cuartel Divisional.

BeautifulOutsideandInside_ins1“Es una alegría contar con este grupo de soldados, oficiales y amigos del Ejército que han viajado a Cuba”, dice el Tte. Coronel Julio Antonio Moreno, Comandante Divisional. “Están embarcándose aquí más que en un simple trabajo rutinario. Están compartiendo el amor de Cristo”.

El hecho de ver a los integrantes de la NYSB subir por las escaleras, encaramarse en las marquesinas del edificio para desde ahí poder alcanzar lo alto de los muros del Cuerpo fue algo que llamó fuertemente la atención de los residentes. Algunas personas preguntaron acerca de los servicios y eventos que se realizarían a futuro, y otros compartieron historias de cómo habían recibido asistencia de parte del Cuerpo Central.

Más allá de recibir una nueva mano de pintura, el Cuerpo Central de La Habana está en medio de una verdadera refacción. El gobierno cubano ha permitido recientemente al Ejército abrir su propia tienda en el recinto del Cuerpo lo que, como dice Moreno, aumentará la visibilidad del Ejército en la comunidad, y servirá para proveer además nuevos fondos que son de gran necesidad para el Cuerpo.

Al otro lado de la calle, se terminó de construir recientemente, en cosa de pocos meses, un edificio de dos pisos que incluye espacios habitacionales y de oficinas. Este edificio proveerá oficinas a los empleados y acomodaciones a los oficiales del Cuerpo que vienen de visita desde otros territorios.

Conseguir la autorización del gobierno cubano para ampliar nuestra obra en la isla ha sido una tarea muy ardua, pero Moreno se siente agradecido por el apoyo que ha recibido por parte del General André Cox, que visitó la isla el año pasado.

The Salvation Army Central Corps' second building in Havana, Cuba

The Salvation Army Central Corps’ second building in Havana, Cuba

“La visita del General es un señal de la influencia que el Ejército ha estado teniendo en Cuba. Hay mucho respeto en la comunidad por lo que hemos estado haciendo aquí”, dice Moreno.

La Comisionada Sue Swanson, que se sintió feliz al subir las escaleras y retocar las letras del letrero “Ejercito de Salvación” en el edificio del Cuerpo, dijo que se sentía impresionada con la devoción de la NYSB al cumplimiento de sus deberes.

“Ver lo duro que están trabajando los participantes de nuestra banda del estado mayor me hace sentirme orgullosa de estar hombro a hombro con ellos. ¡Poseen habilidades que no me imaginaba que tuviesen!”, expone Swanson.

“Es una bendición lograr que el exterior del Cuerpo Central vuelva a lucir hermoso una vez más, pero es una bendición aun mayor poder conocer a las personas que se encuentran en este Cuerpo. Su cariño y su hospitalidad han sido algo realmente asombroso”.

por Hugo Bravo

Previous post

‘Beautiful’ Outside and Inside

Next post

Un Ministerio de Música